SESIÓN ORDINARIA EN VIVO

Reunión del año (23/11/2017)

Documento Labor

Mini Repo

  • Compartir:
  • A+
  • A-

08/04/2009

La política es un camino de ida



Entrevista al Diputado Gerardo Ingaramo

Gerardo Ingaramo es amable. Se le nota al llegar un poco tarde a la entrevista. Preocupado, avisó. Santa Fe, su lugar de origen, marca algunos aspectos. De familia Demócrata Progresista, cuando el partido tiene construcción histórica y ahora es sólo un apéndice desdibujado, él aspira entramar una nueva dirigencia. Tal vez lo consiga, es un estudioso. Medido y simpático. Desde el fenómeno Blumberg, invitado por Mauricio Macri, integra la Legislatura porteña. La modernización del sistema judicial lo desvela. Bien que hace.

¿Cómo fue su traslado desde sus orígenes en Santa Fe hasta la Capital Federal?
Apenas me recibí de abogado en la Universidad Nacional del Litoral vine acá a hacer un curso en la Escuela de Abogacía de Buenos Aires. Me anoté, por seis meses, en un programa de entrenamientos para jóvenes abogados. Una cosa llevó a la otra y me quedé.

¿Por qué se quedó?
En el curso daban la posibilidad de hacer una pasantía real en alguna compañía. Yo fui a trabajar a la Asociación de Cooperativas Argentinas, que quizás no sea muy conocida pero es el segundo mayor exportador de granos y aceites de la Argentina. Entrené un mes y a los veinte días de volver al curso me ofrecieron un trabajo concreto. Me quedé trabajando ahí casi tres años.

¿Sufrió el cambio de Santa Fe a Buenos Aires?
Lo sufrí en cuanto a que me vine solo y uno se desteta un poco de la familia y los amigos, pero lo veía como un desafío muy interesante desde el punto de vista profesional porque acá tenés el acceso a muchas cosas que en el interior estás limitado.

¿Tenía ya en aquella época alguna simpatía por la política?
Mi padre fue senador provincial por el Partido Demócrata Progresista del ’73 al ’76 y en 1983 había sido candidato a vicegobernador junto a Alberto Natale. Yo mamé un poco todo lo que era la política como se hacía en aquel momento, cuando los políticos recorrían la provincia con sus autos y no había todo el marketing que hay ahora. Ese fue un poco un precedente familiar por el cual yo ya tenía una experiencia de lo que era la política.

¿A qué atribuye la pérdida de presencia del Partido Demócrata Progresista?
Yo no milité demasiado en el PDP, pero creo que el partido no dio lugar a un recambio generacional y los nuevos líderes que surgían no encontraron espacios. Creo que eso redujo al partido, que hoy está languideciendo en la provincia de Santa Fe.

¿Cuándo se involucró directamente en la política?
Conocía personalmente a Juan Carlos Blumberg y en 2004 le di una mano desde lo profesional; le presenté gente para que un poco lo guiara en temas penales. Yo le redacté en parte lo que fue su fundación y lo acompañé en algunos de sus viajes al exterior. En 2007 Juan Carlos llegó a un entendimiento con Mauricio Macri y esa fue la génesis de mi incorporación formal al PRO y mi candidatura a legislador.

¿Qué lo llevó a trabajar políticamente con Blumberg?
Lo que me movilizó es la creencia que tengo de que con gente que tenga un proyecto y capacidad de liderazgo se pueden producir cambios muy importantes. Una deuda pendiente que tiene la justicia argentina es el juicio por jurados. En un país como la Argentina, con la situación institucional que tenemos y con la baja calidad de percepción y las sospechas que tienen los ciudadanos sobre la justicia, los procedimientos actuales con oscuros y le quitan transparencia. He visto el experimento que han hecho en Córdoba; la gente quiere participar, en San Francisco hacían cola para ser jurado. El sistema de juicio por jurados genera un canal de participación genuino y transparenta el proceso de la toma de decisiones en la justicia; además, le permite ver al ciudadano cómo funciona un sistema de un Poder del Estado que quizás debería ser el más importante y la garantía de nuestros derechos. Lo que me movilizó a trabajar con Blumberg fue la posibilidad de encontrar un canal para instalar ideas innovadoras.

¿Qué sentía frente a los pedidos de Blumberg de mano dura?
Hay que distinguir al vocero de las ideas que en muchos casos puede estar contaminado por su situación de padre víctima del secuestro seguido de muerte de su hijo. Eso lleva a tomar determinadas posiciones, como a cualquier otro ser humano le pasa también en ese contexto; Ortega y Gasset decía que el hombre es él y sus circunstancias. Lo valioso de Juan Carlos no era el discurso que genuinamente reflejaba su dolor, sino que era portavoz de millones de argentinos que reclamaban por transformar la seguridad y la Justicia. Hay líderes que generan esperanza. Obviamente, Juan Carlos no era el que iba a redactar la reforma penal, pero era alguien que podía instalar un tema en la agenda política que hoy todavía está pendiente. La gente clama transparencia y por eso en la Legislatura y como abogado le estoy poniendo mucho énfasis en todo lo que es defensa de consumidores y usuarios porque la Ciudad de Buenos Aires es básicamente una ciudad de consumidores. Fernando Enrique Cardoso habla del microconflicto; por ahí solucionar el tema global de la Justicia va a llevar mucho tiempo, pero sí es más fácil resolver el microconflicto, solucionar lo que nos pasa a cada uno de nosotros cuando tomamos el subte o vamos a una oficina pública. Si uno no logra vencer la cadena de frustraciones, la sociedad se frustra masivamente; millones de frustraciones suman una gran frustración.

¿Qué pensaba de la Legislatura antes y qué piensa ahora?
Uno cuando está afuera no valoriza ni dimensiona las instituciones como son en realidad. Hago una autocrítica; de afuera no se diferencia, uno cree que todo es más de lo mismo. Cuando uno ingresa ve que hay gente muy seria, que viene todos los días y trabaja en forma permanente, con convicción, seriedad y eficiencia; desde legisladores hasta el ascensorista. También percibí que se puede trabajar muy bien en un marco de consenso.

Eso es lo bueno, ¿y lo malo?
Que muchas veces la vorágine legislativa impide profundizar con mayor rigor y precisión determinados temas. A veces vienen paquetes del Ejecutivo que hay que aprobar con celeridad y eso erosiona la posibilidad de hacer una mejor ley. También diría que a los diputados más nuevos nos lleva un tiempo de adaptación encontrar nuestro rol.

¿Hizo amigos en la Legislatura?
Sí, me hice amigo de gente que no conocía. He hecho relaciones que trascienden esta mera circunstancial institucional, incluso de otros bloques. En la apertura uno valora que hay gente muy seria en muchos lados; en Diálogo por Buenos Aires, en el Frente para la Victoria, en la Coalición Cívica, en el socialismo hay gente que trabaja duro todos los días y que quiere hacer las cosas bien.

¿Qué hace cuando no trabaja?
Trato de hacer actividad física tres veces por semana, como correr y jugar al tenis. También me gusta leer. Doy clases en el master de Derecho Empresario de la Universidad Católica Argentina y eso también me insume bastante esfuerzo; por ejemplo, varios días de enero los dedico a actualizarme.

¿Ve partidos de tenis por televisión?
Sí.

¿Nadal o Federer?
Nadal.

¿Lo suyo en el tenis es más Nadal o más Federer?
Si estuviera en buen estado podría correr todo, pero como no estoy en buen estado juego más estratégicamente con algún efecto.

¿Le gusta el cine?
Me encanta. Los domingos si no tengo ningún programa voy al cine. También veo películas en casa o alguna serie.

¿Qué fue lo último que vio en cine?
Double W, la película sobre George Bush. Me pareció un retrato interesante de cómo era el ex presidente de Estados Unidos.

¿Qué series le gustan?
Me encanta 24, la serie esta de Jack Bauer.

¿Se lleva bien con Internet?
Sí, perfecto. Uso, bajo música, forma parte de mi vida; no es un universo desconocido para mí. Si tengo que hacer una presentación la hago con PowerPoint y acá en nuestro equipo estamos todos interconectados por mail. Soy Internet friendly.

¿Le gustan los autos?
No soy un fanático, pero me gustan.

¿Dónde prefiere veranear?
Me gusta más el mar que la montaña.

¿Le gustan los deportes extremos?
Sí. En 2006 estuve en Río de Janeiro e hice parapente. Ahí te tirás casi a 1200 metros; es muy lindo.

Volviendo a la política, ¿qué cambios nota entre la época de su padre y la suya?
Nosotros somos de la ciudad de San Cristóbal, que tiene 18 mil habitantes; ahí la política era cara a cara. Hoy cambió el mundo y todos quieren ver los medios, que tienen un impacto fundamental, y también cambiaron las prioridades; la política de los ’70 no es la misma que la de ahora. Lo que rescato es que se mantienen los mismos valores de convicción y de entrega. Hoy el desafío de la política es encontrar líderes que aglutinen con convicciones sólidas.

¿Qué le ha hecho perder la política?
La política no tiene horarios muy definidos. Yo de chico veía que a mi padre venían a tocarle la puerta un domingo a las nueve de la noche. El político es un trabajo de 24 horas al día los siete días de la semana; te quita tiempo.

¿Cómo era su familia?
Padre, madre y dos hermanos contadores. Mi padre falleció. Yo soy el único que está en Buenos Aires, pero una vez por mes nos encontramos.

¿Qué piensa del modo en que los jóvenes ven hoy la política?
Hoy vivimos en una sociedad light, con pocos compromisos, y los partidos políticos también están más difuminados; no hay escuelas políticas definidas, sino que la política se nutre de tecnócratas con reconocimiento en el sector privado. El desafío es seducir a los jóvenes porque en definitiva la política es la única herramienta que permite cambiarle la vida a la gente de manera significativa. En política, si uno toma decisiones acertadas, puede hacer historia y cambiarle la vida a mucha gente. Los partidos políticos tampoco se han encargado de seducir a los jóvenes; es una asignatura pendiente y no sólo en la Argentina, sino en todo el mundo. La gran innovación ha sido que Barack Obama ganó con altísima participación de grupos jóvenes y utilizó herramientas como Facebook, Youtube o My Space.

¿Qué le dijeron sus amigos cuando decidió meterse en la política?
Al principio me decían para qué te vas a meter en ese lío. Ahora, a medida que les comentás lo que hacés y hacia dónde estamos remando, lo entienden. Hay otros más alejados que por ahí lo siguen viendo con el prejuicio de que hagas lo que hagas en definitiva no podés transformar nada.

¿Y su familia cómo lo tomó?
La reacción de mi mamá fue “Gerardo, si vos estás bien para qué te vas a meter en ese lío; te lo digo porque vos no sabés con papá lo que era”. Patricia, que es mi novia, también me dijo que para qué me iba a meter. Todos te lo dicen con el sentido de que te quieren y te quieren proteger.

¿Se imagina para siempre en la política?
Cuando uno le agarra el gustito y ve la cantidad de cosas que se pueden hacer desde la política, no piensa en dejar. La política es un camino de ida y más en la Argentina donde todavía tenemos tanto por hacer. Entrar hoy en la política es una responsabilidad para los jóvenes y para aquellos que están promediando su vida y que tienen inquietud por lo público; debería ser la primera responsabilidad para todo ciudadano. Un día un cura dijo que si uno tiene un vaso con agua estancada, la única manera de limpiarla al cabo de mucho tiempo es echándole agua limpia.

¿Qué es lo que más le gusta de la gestión de Mauricio Macri?
Que tiene un plan concreto plasmado en una concepción para transformar a Buenos Aires desde dos puntos de vista clave: desde la obra que está condensada en lo que se llama Haciendo Buenos Aires, y desde lo urbanístico; hay un eje para transformar el Estado, incorporar nuevas herramientas y eficientizar trámites.

¿Y qué cosas no le gustan?
En el primer año de experiencia obviamente ha habido problemas de comunicación y muchas veces los legisladores no hemos tenido información del Ejecutivo. Falta mayor articulación pero creo que como todo equipo que está jugando en la cancha hay que ver cómo se mueve cada uno.

¿De qué cuadro es?
De Boca y de Colón de Santa Fe.

¿Y cuando juegan Boca y Colón?
Ahí tiro para Colón.

28/11/2017
Reunión
ESTADO
Próxima
SESIÓN
ESPECIAL
Documento Labor

23/11/2017
Reunión
ESTADO
Próxima
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor

16/11/2017
Reunión 33
ESTADO
Finalizada
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor
+Info

09/11/2017
Reunión 32
ESTADO
Finalizada
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor
+Info

02/11/2017
Reunión 31
ESTADO
Finalizada
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor
+Info

12/10/2017
Reunión 30
ESTADO
Finalizada
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor
+Info

05/10/2017
Reunión 29
ESTADO
Finalizada
SESIÓN
ORDINARIA
Documento Labor
+Info

Últimas Noticias


NUEVOS LEGISLADORES 2015

Ver Todo





La Legislatura y la gente

Nuestro Programa de TV


Bloque IV

Sección Cultural: Declaración de Interés Social y Deportivo al 2do. Día Paralímpico Argentino

Ver todos los programas


Twitter

aplicaciones

Descargate las Apps de tus Legisladores

Enterate de todo lo que queres saber y mantené contacto directo con las personas que te representan
Disponible la App Oficial de tu Legislatura